Sorpréndete con la lista de picadas chilenas con nombres raros

Picada Ven a Mascar

El ingenio de los chilenos está a flor de piel y nadie puede discutirlo.  Así como tenemos localidades con nombres raros, también abundan las picadas chilenas con nombres raros y graciosos. Buscamos los más llamativos y te contamos aquí el porqué de cada nombre. Más de alguna risa te sacarán y te harán querer visitarlas si o sí.

1.- La Picá del Viagra

Este local debe su particular nombre a uno de sus platos estrella: un consomé con trozos de pernil que promete que usted se convertirá en todo un campeón.  Esta antigua picada es una de las más conocidas del sector. Aquí acuden siempre los mismos leales comensales, atraídos por sus prietas rellenas con nueces o su afamado arrollado de huaso, todo siempre acompañado de papas.

Esta picada se encuentra en un barrio residencial de la comuna de La Reina, en Santiago. También hay cañas de vino y platos de la carta, pero recuerda pedir el famoso plato que le da el nombre a este lugar.

2.- La Picá del Muertito

Este emblemática picada chilena con nombre raro funciona en Arica desde 1975.  Su nombre se debe a su particular ubicación a sólo pasos del cementerio. Pero no te preocupes, no es necesario que sufras una tragedia familiar para visitar La Picá del Muertito. Acá puedes disfrutar de un pastel de choclo, un costillar de cerdo y hacer un salud con un mango sour en un entorno familiar y ameno.

3.- El Quitapenas

El Quitapenas es una de las picadas chilenas con nombres raros más antiguas de Santiago y desde el año 1909 están ayudándolo a sentir”, como dicen en sus redes sociales. Tal como La Picá del Muertito, su nombre se debe a que está ubicado frente al Cementerio General en Santiago.

Durante sus más de cien años de historia, múltiples deudos han pasado por el Quitapenas para disfrutar de preparaciones típicas como arrollados, cazuelas, perniles, terremotos y las infaltables chorrillanas.

4.- No Me Olvides

Ubicado en la zona campesina de la Quinta Región, No Me Olvides es un clásico para los lugareños y una de las picadas chilenas con nombres raros que nadie olvida. Esta picada siempre está llena, gracias a sus enormes platos y costillares. Aproveche de pedir un clery de chirimoya, un trago popular en la zona central de nuestro país.

5.- El Rincón de los Canallas

El Rincón de los Canallas es una de las picadas chilenas con nombres raros.

No es necesario ser un canalla para entrar al Rincón de los Canallas y deleitarse con platos como el Pernil Terrorista o menús como “Refugio 33” o “Transantiago”.

El nombre del se debe a que en la década de los 80s el local abría en horarios no permitidos por el toque de queda. Su dueño, Víctor Painemal, preguntaba “quién vive canalla” a quienes llegaba, los que debían entregar el santo y seña de turno. Los comensales se quedaban hasta la madrugada, cuando ya podían ir a sus casas.

Pide un maremoto de pipeño y entrégate a los placeres de la cultura huachaca que se respira en este clásico de las picadas chilenas de Santiago.

6.- Las Viejas Cochinas

Un clásico de clásicos, el nombre de esta picada tiene una curiosa historia: en realidad, el nombre se lo debe al local de al lado, donde se rumoreaba que ahí se reutilizaban los restos de comida que quedaban en los platos de los clientes.

Lejos de perjudicarla, este error convirtió a Las Viejas Cochinas en una de las picadas más famosas de Talca. Entre sus variadas ofertas, destaca el pan amasado y el pollo mariscal. Y para tomar, un ponche de vino blanco frutillas. ¡Mmm!

7.- El Askeroso

Con más de 10 años en funcionamiento, El Askeroso se ha convertido en un clásico de la comuna de Recoleta con completos como El Transexual Italiano o el Don Francisco. Pero tranquilo, que el nombre no le hace honor a su supuesta mala higiene, sino al tamaño contundente de sus sándwiches y la mezcla de ingredientes que estos poseen. Por ejemplo, puedes degustar un Coronario, que lleva queso, tocino y huevo.

8.- La Piojera

Un imperdible para chilenos y extranjeros que visitan la capital, La Piojera es un lugar que todo amante de las picadas debe visitar alguna vez.

Sin embargo, ¿sabes de dónde viene su nombre? Este símbolo de la cultura huachaca, donde se vive el 18 de septiembre los 365 días del año, fue fundado por Carlos Benedetti, un italiano cuyo barco naufragó en aguas chilenas.

Benedetti lo bautizó como Bar Santiago Antiguo, pero la historia dice que el entonces presidente de 1922, Arturo Alessandri Palma, lo visitó y lo consideró una piojera. Desde entonces, se mantuvo este apodo, hasta que en 1981 lo cambiaron oficialmente al poner el letrero en el frontis de esta notable picada nacional.

9.- Ven A Mascar

El premio a la creatividad en las picadas chilenas con nombres raros se lo lleva Ven A Mascar, local cuyo nombre hace alusión a la película Madagascar. La producción estadounidense trata sobre unos animalitos del zoológico de Nueva York que escapan y vuelven a su lugar de origen.

Primero funcionó como repartidor de completos, churrascos y empanadas, pero gracias a su fama, se convirtió en un local establecido de la ciudad de Talcahuano. Su particular nombre cruzó a otras regiones de Chile y hoy es posible encontrar otros negocios que se llaman Ven A Mascar.

Sabemos que hay muchas más locales con nombres divertidos, así que invitamos a compartir tus picadas chilenas con nombres raros o graciosos en nuestras redes sociales. Y si estás falto de ideas, busca la picada de tu ciudad en nuestra sección.

Ver más Imperdibles

Territorio rico en naturaleza y aventura, la región de Aysén te invita a explorar...

Compartir:

Con las últimas lluvias caídas en nuestro país en las zonas cordilleranas del sur...

Compartir:

Chile es reconocido por el contraste de su territorio, que se extiende entre cordillera...

Compartir:

¿Quieres recibir nuestras

novedades en tu correo?

Suscríbete aquí